Monday, May 14, 2012

A senator of the USA asks that he expels himself to Argentina of the G-20

Un prestigioso senador de Estados Unidos ha presentado en el Congreso una propuesta de resolución en la que se acusa a la presidenta Cristina Fernández de Kirchner de "haber violado las normas y los acuerdos internacionales" [por la expropiación de YPF-Repsol][1] y pide la suspensión de la presencia de Argentina en el G-20.

El senador [Richard Lugar][2], el representante de más alto rango del Partido Republicano en el Comité de Relaciones Exteriores del Senado, considera que "Argentina no ha cumplido las responsabilidades inherentes a la pertenencia al G-20", y solicita que se le expulse hasta que sea capaz de demostrar que "se adhiere a las normas de las relaciones económicas internacionales y respeta la ley".

La iniciativa de Lugar nace algo debilitada por el hecho de que el pasado martes, después de 36 años de presencia continuada en el Capitolio, [el veterano senador fue derrotado en las primarias republicanas][3] por un candidato del Tea Party, y no podrá, por tanto, optar a la reelección el próximo mes de noviembre. Aun así, esta propuesta es el más ostensible signo de desaprobación que se ha observado hasta ahora en Washington contra la nacionalización de YPF, un asunto que aún puede perjudicar seriamente las relaciones entre EE UU y Argentina.

Precisamente la pasada semana [estuvo en la capital norteamericana el vicepresidente argentino][4], Amado Boudou, para explicar las razones de la expropiación y defender la credibilidad de su Gobierno. La reacción posterior del senador Lugar, uno de los más influyentes miembros del Congreso en asuntos de política internacional, parece demostrar que su misión fracasó.

"Nuestro propósito con esta resolución", dijo a EL PAÍS Carl Mechan, principal asesor de Lugar en el Comité de Relaciones Exteriores, "es el de enviar un mensaje claro, temprano y rotundo sobre el comportamiento del Gobierno argentino". Otros senadores podrían sumarse en los próximos días a la iniciativa, pero el principal objetivo de la misma es el de llamar la atención de la opinión pública norteamericana y mundial sobre la forma en que la presidenta Fernández de Kirchner entiende el comercio.

No es previsible una inmediata actuación del Gobierno de Barack Obama en el sentido que reclama el senador Lugar, aunque Mechan aseguró que el texto le fue facilitado a la Administración y no se recibieron objeciones de ningún tipo de su parte. EE UU y Argentina, enzarzados en varios conflictos comerciales de distinta índole, mantienen unas relaciones difíciles debido al permanente esfuerzo de Fernández de Kirchner de demostrar sus simpatías por el régimen de Hugo Chávez. Después de unos primeros días de dudas, el Departamento de Estado norteamericano [condenó claramente la expropiación de YPF][5] y alertó a Argentina sobre las consecuencias negativas que eso podría tener para su comercio exterior. El asunto puede estar presente en la próxima cumbre del G-20, que se celebrará el mes próximo en México.

 

[1]: http://economia.elpais.com/economia/2012/04/16/actualidad/1334590509_507539.html
[2]: http://lugar.senate.gov/
[3]: http://internacional.elpais.com/internacional/2012/05/09/actualidad/1336532518_288982.html
[4]: http://www.lanacion.com.ar/1471920-plantean-a-boudou-inquietudes-por-ypf
[5]: http://economia.elpais.com/economia/2012/04/18/actualidad/1334774306_560718.html

No comments:

Post a Comment