Monday, May 21, 2012

Oliver Wyman encumbró to an Irish bank before its collapse

Cuanto más se opina, más riesgo hay de equivocarse. En el caso de Oliver Wyman, la consultora experta en temas financieros que el Gobierno ha contratado para valorar los activos inmobiliarios de la banca, una de sus apuestas menos acertadas fue bautizar al irlandés Anglo Irish Bank como "el mejor banco del mundo" en 2006, dos años antes de que fuera nacionalizado.

"El negocio de los préstamos, su mayor y más rentable segmento, ha crecido a un ritmo anual del 38% durante la última década. Un proceso centralizado de aprobación de créditos ha ayudado al banco a mantener activos de alta calidad y minimizar los riesgos de concentración del portafolio", afirmaba Oliver Wyman en el comentario que acompañaba a la lista de mejores bancos que la consulta elabora con un índice propio que tiene en cuenta el riesgo y la rentabilidad. Esta lista y los comentarios fueron publicados por _Financial Times_, que los consiguió después de que "desaparecieran", según el periódico, de la web de la firma.

Pese al poco acierto de su índice, Oliver Wyman acaba de ser contratado para ayudar a otro banco irlandés, el TSB Permanent, según publicó el 15 de mayo _The Irish Independent_. Una veintena de consultores se habrían trasladado a Dublín para aconsejar sobre cómo reorganizar la operativa de la entidad. Respecto al Anglo Irish Bank, el rotativo afirma que la firma también aseguró en 2006, en la reunión del World Economic Forum en Davos, que era uno de los cuatro "supermodelos" bancarios del mundo.

Otro aspecto polémico de la consultora fue su relación con el mercado de las hipotecas basura (las llamadas _subprime_) en Estados Unidos. Un antiguo responsable de inversiones de Citigroup declaró en 2010 ante una comisión de investigación del Congreso norteamericano que algunas consultoras externas recomendaron al banco en 2005 que invirtiera en los llamados CDO, instrumentos financieros que agrupaban préstamos y que fueron una de las causas del colapso del sistema en 2008. Aunque no la citó, se cree que Oliver Wyman fue una de esas firmas, aunque nunca se confirmó.

La consultora, que forma parte del grupo Marsh & McLennan, se dedica principalmente a temas financieros, pero también aconseja a empresas de la industria del automóvil, la energía, las comunicaciones, entre otros sectores. Tiene 3.000 empleados y oficinas en 25 países.

No comments:

Post a Comment