Tuesday, May 22, 2012

The CRAF kills to the 12 military next to the border of Venezuela

Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) mataron este lunes a 10 soldados profesionales, un subteniente y un suboficial del Ejército muy cerca del municipio de Maicao en el departamento de La Guajira, norte de Colombia, a 150 metros de la frontera con Venezuela, en un combate que duró más de una hora.

Los militares, que cuidaban en el enclave de Majayura a trabajadores que reparaban unas torres eléctricas que habían sido derribadas por integrantes de los frentes 59 y 19 de esta misma guerrilla, se encontraban en una zona donde no suelen suceder este tipo de ataques. Los militares sobrevivientes aseguraron que los guerrilleros (entre 70 y 80) pudieron haber venido de Venezuela y, tras el ataque, supuestamente regresaron a ese país para esconderse. Así lo aseguró también el comandante del Ejército colombiano, general Sergio Mantilla.

_"Y__a hablamos con el presidente Chávez en dos oportunidades: esta mañana y hace unas horas, y me dijo: presidente Santos, le reitero en forma clara que nuestra posición es la que le he venido sosteniendo desde que usted y yo restablecimos un diálogo y comenzamos esta colaboración. No permitiré la presencia de grupos ilegales, de ninguna naturaleza, en mi territorio", aseguró este lunes por la noche el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos._

Santos agregó que el mandatario venezolano le había dicho que _había dado la instrucción de movilizar dos brigadas hacia la frontera. "Esas brigadas tienen instrucciones claras de intentar detectar a estos bandidos de las FARC, que si los logran ubicar, los van a capturar. Y si se resisten, usarán las armas, les darán plomo_", dijo citando a Chávez.

El general Mantilla aseguró que ya se reforzó la seguridad en el lugar de los enfrentamientos, que según sus palabras, fueron muy fuertes y "_con cilindros de gas"._ Con el ataque en La Guajira este año ya son 37 los militares muertos en grandes emboscadas perpetradas por las FARC. Y ocurre en una particular semana para Colombia que ha sido sacudida por varios hechos violentos: el pasado martes, una bomba contra Fernando Londoño (ministro del Interior y de Justicia del expresidente Álvaro Uribe) mató dos personas, dejó heridas más de 50 y sembró el terror en Bogotá, que hacía varios años no veía un atentado como éste. Al día siguiente, el país supo que la Fiscalía había dictado orden de captura contra Sigifredo López, un ex secuestrado de las FARC, acusado de planear su rapto y el de compañeros suyos de la asamblea municipal de Cali, y luego, ordenar su muerte.

Noticias como esta han puesto al ex presidente Uribe y varios de sus seguidores en contra del presidente Santos (a quien apoyó para llegar a la Presidencia del país suramericano). En su cuenta de twitter ([@AlvaroUribeVel][1]) es común leer mensajes como "_Gbno Santos debilita seguridad y busca acuerdo con Farc a través Dictadura Chavez que es cómplice de farc_", lo que en Colombia ha concentrado gran parte del debate político en los últimos días.

[1]: https://twitter.com/#!/search/%40AlvaroUribeVel

No comments:

Post a Comment