Thursday, May 3, 2012

The best one

Nada mejor que una catedral para entronizar a un campeón grandioso. Si todo ganador merece la mayúscula, este Real Madrid se ha ganado con creces todos los honores. Con toda su solera, no ha conquistado su 32º título, sino algo más, mucho más. Como mínimo ha abierto un paréntesis en el mejor ciclo de la historia de su gran adversario, que le ha llevado al límite. La respuesta madridista ha sido fabulosa: por ahora, 94 puntos y 115 goles.

El Madrid ha hecho cumbre como un coloso, con victorias en todas las plazas de alcurnia, puesto que ha salido vencedor en el Camp Nou, el Calderón, Mestalla, el Pizjuán, el Villamarín, Anoeta y San Mamés. No es algo superfluo, en todas esas plazas habitan los campeones de Liga, todos salvo el Depor.

La victoria ante el Barça en su estadio fue la guinda, el broche de oro para un equipo que, concentrado en el fútbol, no ha tenido freno. Despojado de los fantasmas, claro que triunfó en Barcelona. "En el vestuario he escuchado que es imposible ganar aquí", deslizó Mourinho tras la vuelta de la Copa. Pues ya lo ve. Sus jugadores lo hicieron. También se equivocó al vaticinar que el Barça jugaría seguro la final de la _Champions_, queriendo dar a entender que en los despachos de la UEFA le pondrían una alfombra. Pues ya lo ve.

En el fútbol hay que ganárselo en el campo, con o sin accidentes arbitrales u otras cuestiones suburbiales. Hay de todo, un día sale cara y otro cruz. Pero el fútbol no engaña y, a la larga, premia al mejor. Y ese ha sido el Madrid, que, a partir del juego, se sobrepuso a otra derrota con el Barça en Chamartín y a una semana tenebrosa ante Levante y Racing. En su segundo bache (Málaga y Villarreal), casi enreda del todo por la conspirativa imaginación de su técnico. Lo evitaron los futbolistas y el Madrid despegó otra vez hasta el trono final, guiado por un Cristiano sublime, un Ramos imperial, un Alonso como un reloj, un Casillas en plan Casillas, un Benzema mejor que el mejor Benzema, un Higuaín competitivo como el que más, un Özil que se mueve como Nijinsky y encanta como Merlín... Con estos y otros, con este equipazo, encontró el Madrid la senda del éxito. El fútbol le llevó a hombros, como al Barça en otros cursos. No es necesario el vinagre de Mou, que Guardiola esconda nada con "silencios" o que CR gesticule como no debe, anoche corte de mangas incluido. Un brindis por un gran campeón, y punto.
Enclosure: http://ep00.epimg.net/deportes/imagenes/2012/05/03/actualidad/1335997327_417432_1335997576_miniatura_normal.jpg

Enclosure: http://ep00.epimg.net/deportes/imagenes/2012/05/03/actualidad/1335997327_417432_1335997428_noticia_normal.jpg

Enclosure: http://ep00.epimg.net/deportes/imagenes/2012/05/03/actualidad/1335997327_417432_1335997428_noticia_grande.jpg

No comments:

Post a Comment