Wednesday, April 18, 2012

Stock-market falls at levels of 2009 dragged by electrical and banks

Las Bolsas europeas han iniciado la jornada con leves pérdidas, tras las subidas generalizadas de ayer. En el mercado español, la negociación se iniciaba con dos valores en suspenso, ACS e Iberdrola, tras conocerse ayer que la primera ha puesto a la venta un 3,69% de su participación en la segunda (hasta la fecha era su principal accionista, con el 18,6% del capital). La negociación de ambos valores se ha reanudado con pérdidas de más de un 7% (Iberdrola retrocedía un 7,38% a primera hora de la tarde y ACS un 5,95%), lo que ha precipitado la caída del Ibex, que ha llegado a retroceder más de un 3% respecto a su cierre de ayer. A primera hora de la tarde la caída era del 2,32%.

Los valores bancarios han sido objeto de una fuerte presión, tras conocerse los últimos [datos de morosidad del Banco de España,][1] que muestran que los créditos de dudoso cobro en la banca volvieron a subir en febrero hasta superar el 8%, un nivel que no rebasaba desde octubre de 1994. Todos los valores del sector, el de más peso en el Ibex, se anota caídas de entre el 2% y casi el 4%.

La atención se sigue centrando en la cotización de Repsol, que se deja un 2,47% en la sesión y sigue encajando el golpe de la expropiación anunciada ayer de su filial argentina YPF.

En el mercado de renta fija, la prima de riesgo de la deuda soberana española (diferencial entre el bono a 10 años y el alemán al mismo plazo) se tomaba un respiro en las primeras horas de la jornada y llegaba a caer hasta 395 puntos básicos, su nivel más bajo en dos semanas.

Sin embargo, la inquietud ha regresado tras las declaraciones a la agencia Reuters del presidente del Bundesbank, Jens Weidmann, que se considera un guardián de la ortodoxia del Banco Central Europeo (BCE), en las que sostiene que España debe considerar la subida del coste de su deuda como un estímulo para resolver las raíces de sus problemas y no recurrir a la institución para que le eche una mano con su programa de compra de deuda (Securities Markets Progamma, o SMP, en vigor desde 2010).

Según Weidmann, "no hay que proclamar siempre el fin del mundo" porque los tipos a largo plazo de un país superen el 6%, como ha sucedido con la deuda soberana española en los últimos días (un 7% se percibe como el umbral que puede desencadenar un rescate), y sostiene que la función del BCE no es garantizar "un particular nivel de tipos de interés para un país concreto". El presidente del banco central alemán descartó que se esté considerando la necesidad de insuflar más liquidez a la banca de la eurozona mediante operaciones de financiación a largo plazo (como los préstamos a tres años y al 1% concedidos en diciembre y febrero por un total de un billón de euros) y señaló que los límites del programa de compras de deuda "se han puesto de manifiesto". Todo ello sirvió para impulsar la prima de riesgo hasta 414 puntos básicos a primera hora de la tarde.

Tras la subasta de letras a 12 y 18 meses de ayer, que se saldó con tipos más altos pero con una fuerte demanda que se acogió con alivio en el mercado, la atención se centra en la subasta de mañana, en la que el Tesoro prevé emitir títulos a dos y a 10 años.

El resto de las Bolsas europeas también vive la jornada con pérdidas, aunque más leves que la española. Las noticias que confirman la desaceleración de la economía china han marcado el signo bajista de la apertura bursátil. Los últimos datos reflejan una caída de los precios de la vivienda en una mayoría de ciudades chinas en marzo, una caída de la inversión extranjera directa por quinto mes consecutivo y, como dato global, un crecimiento del 8,1% en los tres primeros meses del año, el menor ritmo en tres años.

A primera hora de la tarde Londres cedía un 0,41% a mediodía, París un 1,6%, Fráncfort un 0,99% y Milán un 2,45%.

[1]: http://economia.elpais.com/economia/2012/04/18/actualidad/1334740541_436692.html

No comments:

Post a Comment