Friday, April 13, 2012

The ministers of the EU evaluate the Spanish imbalances in June

Bruselas pide cuentas a España por los desequilibrios que la hacen vulnerable y, con ella, a toda la zona euro. La misión europea que desde ayer visita Madrid elaborará un informe con la información recabada y lo remitirá a los ministros de Economía de la Unión Europea, que estudiarán las conclusiones en la reunión prevista para el 22 de junio. Si los ministros concluyen que el Gobierno no está haciendo lo suficiente para atajar esas anomalías (paro excesivo, deuda pública y privada…), pueden acabar sancionando a España.

La Comisión Europea se esfuerza por presentar a ese grupo de enviados especiales como una misión rutinaria, pero las consecuencias de su evaluación pueden ser cruciales. El equipo que hoy concluye su visita a Madrid tiene una agenda apretada que incluye, entre otros departamentos, a tres ministerios (Economía, Hacienda y Empleo) y al Banco de España. En el primero, el interlocutor será el secretario de Estado de Economía, Fernando Jiménez, según fuentes del Gobierno, y probablemente el rango será similar en el resto de departamentos.

La visita, la segunda de este tipo en menos de un mes, se produce porque España fue identificada en febrero como país con desequilibrios excesivos. En esa misma lista había otros 11 Estados comunitarios, pero España se situaba como el peor parado, junto con Chipre, con suspensos en 6 de los 10 indicadores analizados por la Unión Europea (deuda privada, deuda pública y paro como indicadores internos; déficit exterior, posición inversora internacional y evolución de la cuota de exportaciones como indicadores externos). Bruselas excluye de este procedimiento a Grecia, Portugal, Irlanda y Rumanía porque estos países cuentan con apoyo financiero de la UE o el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Con los responsables de Empleo, la reunión versará sobre el elevado paro y la dura reforma laboral que el Gobierno ha aprobado con la intención de rebajarlo; en Hacienda, la deuda y el déficit centrarán las conversaciones; en el Banco de España, los técnicos requerirán un análisis sobre el elevado endeudamiento privado y Economía aportará la visión más global, con valoraciones sobre la situación española en su conjunto.

"Quiero aclarar que la misión no tiene nada que ver con otros asuntos que tenemos en discusión con las autoridades españolas", enfatizó Olivier Bailly, un portavoz de la Comisión Europea, ante las preguntas sobre la misión que visita Madrid. Con esos otros asuntos, el responsable comunitario se refería a la estrecha vigilancia que realiza Bruselas de las cuentas españolas, en particular a la fecha límite dada a España para que aporte datos de los Presupuestos autonómicos de este año.

Aunque técnicamente no respondan al mismo proceso, lo cierto es que esos desequilibrios detectados en España, sobre todo los internos, son la clave de la debilidad que afronta el país y de los sucesivos ataques que recibe de los mercados. Con el informe que emitan los expertos, el Ecofin que se celebrará el próximo 22 de junio en Bruselas deberá decidir, a propuesta de la Comisión, si España merece que le abran un procedimiento por desequilibrios excesivos, con el resultado último de una sanción por no atajar los problemas.

Hay que tener en cuenta que el análisis sobre esas deficiencias se hizo con datos de 2010 y medias de ejercicios anteriores. Y en algunos indicadores, como la tasa de paro, las cifras se han agravado desde entonces (ahora afecta al 23% de la población activa frente al 16,5% que reflejaba el informe europeo del 14 de febrero, con la media de los últimos tres años).

Estas visitas —el portavoz comunitario detalló ayer que también se han enviado ya misiones a Reino Unido y Francia— son el primer ensayo del procedimiento de alerta temprana que forma parte de las nuevas reglas de gobierno económico aprobadas por Bruselas a finales de 2011. Con la alerta temprana, se pretenden detectar los desequilibrios económicos antes de que consigan tambalear a toda la Unión Europea, como ha ocurrido en los últimos años con las burbujas inmobiliarias, el exceso de crédito al sector privado y el desplome de los ingresos públicos.

No comments:

Post a Comment